La Radio del Coach de la Birra #YConCervezaEsMejor

Tributo a Taylor Hawkins: Los mejores momentos del esperado concierto

El evento estuvo conducido por Dave Grohl, quien, con una emoción visible, fue el encargado de presentar a cada uno de los músicos invitados que subieron al escenario.

El sábado pasado en el estadio londinense de Wembley se llevó a cabo el primero de los dos conciertos tributo que Foo Fighters organizó para homenajear a su fallecido compañero de banda, el baterista Taylor Hawkins. Como no podía ser de otra manera, el evento estuvo conducido por Dave Grohl, quien, con una emoción visible, fue el encargado de presentar a cada uno de los músicos invitados que subieron al escenario.

En vida, Hawkins tocó con todos sus ídolos, o por lo menos la mayoría de ellos. Además, siempre le gustó colaborar en proyectos paralelos o simplemente juntarse con colegas a hacer lo que mejor sabía: pegarle a la batería como ninguno. Es por esa razón que no resultó sorpresivo ver el desfile de músicos y artistas consagrados que subieron al escenario para homenajear al difunto baterista. Todo eso confluyó en que el concierto también sea un tributo al rock y su historia.

» alt=»» aria-hidden=»true» />Taylor Hawkins

Taylor Hawkins. Foto: Raphael Pour-Hashemi.

El propósito de la noche fue claro desde el primer momento: tocar la música que Hawkins amaba. Bajo esa premisa, en Wembley sonaron temas de David Bowie, The PretendersRushT. RexVan HalenQueenAC/DCThe Beatles y, por supuesto, Foo Fighters. Lo más destacado es que gran parte de esas canciones fueron interpretadas por sus autores con Grohl colaborando desde la batería, la guitarra o el bajo.

Durante seis horas, Foo Fighters y sus fans pudieron llorar y emocionarse juntos, honrando a Taylor de la única manera apropiada: al son de himnos rockeros. A continuación, te contamos cuáles fueron los momentos más destacados de la ceremonia.

Liam Gallagher dio inicio a la jornada junto a Foo Fighters

El primer invitado del día fue nada más y nada menos que Liam Gallagher, quien, como si fuera una declaración de principios, entonó “Rock ‘n’ Roll Star” y agarró desprevenidos a los fans en Wembley. El segundo track que tocó fue una emocionante versión del clásico de Oasis “Live Forever” con el estadio cantando el estribillo al unísono.

Josh Homme, Chris Chaney, Omar Hakim, Gaz Combs y Nile Rodgers interpretaron a David Bowie

Inmediatamente después del acto del menor de los Gallagher, se subieron al escenario Josh Homme de Queens of the Stone Age, el bajista Chris Chaney -quien formó parte de grupos como Jane’s Adicction y Alanis Morissette-, el virtuoso baterista Omar Hakim y el mítico Nile Rodgers en guitarra para tocar “Let’s Dance” de David Bowie. Luego de la primera canción se sumó Gaz Combs de Supergrass para reeemplazar a Homme en la voz en una versión de “Modern Love”.

Violet Grohl y los covers de Jeff Buckley

En un momento del show, Dave se dirigió al público y relató que Taylor siempre le mostraba música que él desconocía y que luego terminaba amando. Así fue con el álbum Grace de Jeff Buckley. Por eso, a Grohl le pareció propicio llamar a su hija Violet de 16 años para que cantara dos versiones más que destacables y emocionantes de “Last Goodbye” y “Grace”. La joven estuvo acompañada por su padre en la batería, el músico y productor Greg Kurstin, el multiintrumentista Alain Johannes, el artista Jason Falkner y Chaney nuevamente en el bajo.

La reunión de Them Crooked Vultures

Them Crooked Vultures se reunieron y se subieron al escenario de Wembley para su primera presentación en 12 años. Homme, John Paul Jones, Grohl y Johannes volvieron locos al público con una versión de “Goodbye Yellow Brick Road” de Elton John para luego arrancar con su tema propio “Gunman” y “Long Slow Goodbye” de Queens of the Stone Age.

Mark Ronson se sumó a Violet Grohl para una versión de “Valerie”

Violet Grohl volvió al escenario para otra increíble actuación. Esta vez, se le sumó el músico y productor de Back to Black Mark Ronson para versionar “Valerie”, canción de The Zutons que Amy Winehouse inmortalizó haciéndola suya.

Brian Johnson y Lars Ulrich se unieron para tocar temas de AC/DC

Uno de los momentos más rockeros de la jornada sin dudas fue cuando el vocalista de AC/DC, Brian Johnson, se subió al escenario junto al baterista de Metallica, Lars Ulrich, para interpretar “Back in Black” y “Let There Be Rock”. Los músicos fueron acompañados por los mismos Foo Fighters en sus respectivos instrumentos.

La aparición de Rush

Geddy Lee Alex Lifeson de Rush -una de las bandas favoritas de Hawkins- tocaron “2112” y “Working Man” con Grohl ocupando el lugar de Neil Peart. Lee y Lifeson cerraron su show dedicando “YYZ” tanto a Hawkins como a su propio baterista fallecido, Peart. Cabe recordar que Hawkins se unió una vez a Rush en el escenario para interpretar “YYZ” durante un concierto en 2008.

Queen: la banda favorita de Taylor

Uno de los momentos más impactantes fue ver a los miembros de Queen, Brian May y Roger Taylor, subir al escenario. Queen fue, sin duda alguna, la banda favorita de Hawkins y una de las mayores inspiraciones para dedicarse a la música. Es por eso que el momento en que May y Taylor se unieron con Foo Fighters, Rufus Taylor de The Darkness -e hijo de Roger- y Luke Spiller de The Struts para interpretar “We Will Rock You” y “I’m in Love With My Car” fue más que especial. Por otro lado, Justin Hawkins cantó “Under Pressure” y Sam Ryder se subió al escenario para hacer cantar al público con “Somebody to Love”.

Dave Grohl se quebró en “Times Like These”

Después de la catarata infinita de invitados que pasaron por el escenario de Wembley, era hora de que los protagonistas se adueñaran del show. Foo Fighters decidió empezar su set con una canción más que significativa: “Times Like These”. Grohl no pudo contener la emoción y entre lágrimas entonó los primeros versos de uno de los temas más reconocidos de la banda. “Son tiempos como estos en los que aprendes a vivir de nuevo”, coreó el público también emocionado.

Paul McCartney cantó “Oh Darling!” por primera vez en vivo

Cuando parecía que ya no había más invitados, de la nada apareció Paul McCartney -quien no estaba promocionado en el flyer original del evento- e interpretó por primera vez en vivo “Oh Darling!”, canción que compuso con los Beatles para su disco Abbey Road. Paul estuvo acompañado por Chrissie Hynde de The Pretenders y los Foo. Además, también hicieron una versión enérgica de “Helter Skelter”, otro clásico del cuarteto de Liverpool.

Shane Hawkins homenajeó a su padre con “My Hero”

El momento más emotivo de la noche fue cuando Shane, el hijo de Taylor, se subió al escenario para ocupar el lugar de su padre e interpretar una versión de “My Hero”. El joven de 16 años se desenvolvió con soltura y frenesí, pegándole a los parches de una manera casi calcada a la de su padre.

Compartir

TU APOYO ES MUY IMPORTANTE